Los 10 guerreros que alcanzaron el nivel de Dios

Desde donde miras la historia de Dragon Ball, es una lucha constante por mejorar en la que Goku siempre se supera a sí mismo y, a veces, a la mayoría de sus rivales. Sin embargo, en el camino, se encontró con seres que fácilmente podrían vencerlo o al menos igualarlo. Nuestro Saiyan favorito alcanzó el nivel de Dios por un tiempo, así que conozcamos a otros guerreros que también lo hicieron.

En primer lugar, está uno de los rivales más poderosos que nos enseñó Dragon Ball Super: Hit. Pertenece al Universo 6 y su trabajo es ser un sicario exitoso al 99%. Se las arregla para luchar contra Goku en el nivel más alto del Saiyan y se necesita que Kakaroto suba de nivel más allá del dios para derrotarlo.

Otro tipo que no se puede dejar de lado es Freezzer, a quien siempre se le recuerda que generalmente no entrena y de manera similar su nivel de artes marciales y poder es brutal. Entonces, cuando decide dedicarse a la mejora, es capaz de alcanzar una altura extraordinaria, como un dios.

En el Universo 11, hay dos guerreros capaces de alcanzar el nivel de Dios que tanto emociona a Goku, Vegeta y Bills. Son Toppo y Jiren. El último mencionado es más poderoso, pero el primero es un heredero directo del dios de la destrucción de su universo. Ambos son capaces de enfrentarse a cualquier rival y demostrar que están a la altura de todo tipo de desafíos.

Goku Black es una especie de combinación entre un Kaiosama Supremo y un Saijayin. Por lo tanto, no hay duda de que él es o ha podido alcanzar el nivel de poder divino.

Bills está en la misma línea y recordamos que no hacemos esta lista en calificación por poder, solo mencionamos a aquellos que alcanzan el nivel de dios. El YouTuber Arts Kenel recuerda que el primer Dios de la Destrucción que encontramos llegó a su puesto luchando por el puesto y alcanzando el nivel de combate que demuestra hoy. En otras palabras, no nació como un dios.

En la misma línea, nombremos a los tres Saiyajin con una fuerza que desafía la naturaleza de lo conocido y demuestra que son una raza insaciable: Goku, Vegeta y Broly. De los dos primeros, aunque esté todo dicho, vale la pena repetirlo: entrenan incansablemente hasta dar un paso más. Su objetivo es saber cuál es su límite que aún no han conocido. El que más ha llegado es Goku y cuando lo vemos, por ejemplo, logrando Ultra Instinct, sabemos que Vegeta y Broly también podrían alcanzarlo.

Finalmente, hacemos una mención especial al Sumo Sacerdote, que aunque nació como un ángel, como todos los suyos (como los Whis), es capaz de luchar y demostrar un nivel que apenas vemos llegar a ninguno de los mencionados en este documento. cuenta. Zeno sama se queda fuera. Es conocido por su poder inimaginable, pero no es un guerrero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir